Alejandro Sanz

Letra de La fuerza del corazon

Letras de Alejandro Sanz

"La fuerza del corazon"

Mírame, en nada me consigo concentrar;
 ando despistado, todo lo hago mal.
 Soy un desastre y no sé que está pasando.
 Me gustas a rabiar, te deseo;
 me llegas a desesperar.
 Es tan grande lo que siento por tí, que tenerte no bastará.
 
 ¿Qué es esto que me invita a vivir,que me dá la ilusión?
 ¿Qué será esa fuerza que a todos nos une de dos en dos?
 ¿Será la fuerza del corazón?...
 
 Hasta que te abrace y los cuerpos lleguen a estorbar.
 Tiemblo sólo con la idea de rozar tus labios llenos de besos nuevos.
 No puedo dormir, robas mi tranquilidad;
 alguien ha bordado tu cuerpo con hilos de mi ansiedad.
 De cinturón tus piernas cruzadas,en mi espalda un reloj
 donde tus dedos son las agujas y dan cuerda a este motor
 que es la fuerza del corazón.
 
 Y es la fuerza que te lleva, que te empuja y que te llena,
 que te arrastra y que te acerca a Dios.
 Es un sentimiento, casi una obsesión si la fuerza es del corazón.
 Es algo que te guía, una descarga de energía que te va quitando la razón.
 Te hace tropezar, te crea confusión,
 seguro que es la fuerza del corazón.
 
 Es la fuerza que te lleva...
 
 No puedo pensar, tendría que cuidarme más,
 como a poco, pierdo la vida y luego me la das.
 
 ¿Qué es lo que va cegando al amante que va por ahí de señor?
 y no es más que un chiquillo travieso, provocador.
 ¿Será la fuerza del corazón?
 
 Y es la fuerza que te lleva, que te empuja y que te llena,
 que te arrastra y que te acerca a Dios.
 Es un sentimiento, casi una obsesión si la fuerza es del corazón.
 Es algo que te lía, una descarga de energía que te va quitando la razón.
 Te hace tropezar, te crea confusión,
 seguro que es la fuerza del corazón.
 
 Y es la fuerza que te lleva, que te empuja y que te llena,
 que te arrastra y que te acerca a Dios.
 Es un sentimiento, casi una obsesión si la fuerza es del corazón.
 Es algo que te lía, una descarga de energía que te va quitando la razón.
 Te hace tropezar, te crea confusión,
 seguro que es la fuerza del corazón.
CONTINUAR